downloademailfichalinklocationpdf phonepresentacionquotesearch sharevideo

Opinión

Bachelet contra el machismo mundial

La ex Presidenta de Chile, Michelle Bachelet, fue presentada el martes a la comunidad internacional como jefa de la nueva agencia de la ONU para la igualdad entre los géneros, conocida ya como “ONU-Mujeres”.

Cuatro años demoraron las negociaciones entre los países miembros para dar luz verde el pasado 2 de julio a una entidad necesaria, que debió llegar mucho antes y que tendrá un status similar al de la Unicef: contará con autoridad, voz y asiento en el comité de dirección de Naciones Unidas, y el mandato claro de acabar con la actual fragmentación y duplicidad del trabajo que lleva realizando la ONU en el ámbito de políticas y programas dirigidos a la mujer, asumiendo un “liderazgo dinámico”, que logre mayor eficacia.

Bachelet cuenta de sobra con los atributos para asumir este desafío y los chilenos y chilenas, más allá de cálculos políticos pequeños, debiéramos sentirnos muy bien representados por el liderazgo que ella asumirá en Naciones Unidas.

Bachelet demostró durante cuatro años una voluntad franca por avanzar en el logro de la igualdad entre hombres y mujeres, promoviendo un cambio cultural que requiere ser profundizado y que es necesario en toda sociedad.

Desde su nuevo rol, la ex Presidenta seguramente nos volverá a subir la vara. Y no sólo a nosotros, sino a todo aquellos países que muestran la peor cara del subdesarrollo en las pobres estadísticas de participación femenina, en la vergonzante violencia de género, en aberrantes prácticas como la ablación, la lapidación y otras costumbres patriarcales, ignorantes, muchas de ellas ancestrales, otras menos, pero que requieren con urgencia ser abolidas.

Alejandra Sepúlveda P.
Directora de Asuntos Corporativos
ComunidadMujer

*Carta publicada en la sección Editorial de La Tercera, 16 de septiembre de 2010.